¿Eres inquilino de varios locales y naves y quieres reducir costes? El servicio de optimización de inmuebles es la solución. El objetivo es siempre doble, reducir los gastos y aumentar los ingresos. Te contamos cómo.

 

¿En qué consiste un servicio de optimización de inmuebles?

Optimizar significa lograr que algo llegue a los mejores resultados posibles, y optimizar inmuebles es precisamente eso, lograr que los inmuebles que tengas alquilados lo estén en las mejores condiciones posibles.

 

El paso del tiempo supone que las circunstancias del mercado cambien y, en ocasiones, es necesario renegociar los contratos de alquiler para adaptarlos a la realidad. Además de lo anterior, se pueden negociar contratos como los suministros o servicios que tenga tu empresa en relación al inmueble (por ejemplo, servicio de limpieza o vigilancia), para que se reduzcan los costes.

 

Si firmaste tus contratos de alquiler hace tiempo, puede que necesites una optimización. Estas son las razones para contratar un servicio de optimización de inmuebles:

 

Controla lo que gastas

Imagina que eres propietario de un local por el que pagas una renta y los gastos de tu empresa han aumentado, por lo que necesitas controlarlos. Una forma de reducir gastos y optimizar los inmuebles que tienes alquilados es negociar una reducción de renta con el propietario, para que durante un tiempo o por el plazo que quede para que termine el contrato, la renta sea inferior a la pactada inicialmente.

 

Con un servicio de optimización de inmuebles se logra precisamente eso, que el gasto que supone el pago del alquiler se reduzca.

 

Aumenta tu liquidez

Desde el momento en que controlas el gasto, tu liquidez aumenta y la podrás dedicar a otras áreas del negocio como la expansión o el lanzamiento de nuevos productos. De esta forma podrás centrarte en tu empresa y no perder el foco.

 

Ahorras tiempo

Cuando contratas un servicio de optimización de inmuebles te pones en manos de profesionales que conocen muy bien el mercado y que saben cómo obtener el máximo beneficio negociando los contratos de alquiler de los inmuebles de los que seas inquilino. De esta forma, ahorrarás tiempo, porque las gestiones serán más rápidas.

 

Ahorras de dinero

En una negociación para optimizar un inmueble no solo se puede reducir la renta que pagas mensualmente, también se puede negociar una reducción en los gastos y unas garantías inferiores a las inicialmente pactadas (excepto en lo que se refiere a la fianza legal  de un mes de renta para viviendas y dos para locales, oficinas, naves etc.).

 

Mantente siempre “optimizado”

La optimización de inmuebles, además, no es un trabajo que se realice una sola vez, sino que tiene que aplicarse cada cierto tiempo para que la rentabilidad no se reduzca y para obtener las mejores condiciones.

 

¿Quieres descubrir nuestro servicio de optimización de inmuebles? Para ampliar la información puedes contactar con nosotros y te informaremos con detalle.

 

 

Autor:

Beatriz Louzao

Formadora en Negociación

Entusiasta del continuo aprendizaje en temas de Negociación Nacional e Internacional

Experta en Negociación en Retail

beatrizlouzao@getplus.es